El Infierno según Rodin, muestra que se exhibe en la Fundación MAPFRE de Barcelona, invita al público a explorar la creación de uno de los iconos del arte de finales del siglo XIX: La Puerta del Infierno de Auguste Rodin. Considerada como la obra central de la carrera del escultor francés, que trabajó durante más de veinte años en ella, esta obra monumental ofrece una visión espectacular del infierno, febril y atormentada, pero también sensual y evocadora.

Los numerosos grupos y figuras de condenados que Rodin reúne en La puerta del Infierno constituyen un auténtico repertorio de formas que el escultor reutilizará hasta el fin de su carrera, con una inventiva siempre renovada y una extraordinaria capacidad expresiva.

Muchas de sus obras más conocidas surgen de este proyecto, entre las que se encuentran El pensador, El beso, Ugolino o Las sombras.

La exposición permite admirar La puerta y todas las esculturas que formaron parte de ella pero también observar la evolución de la trayectoria de Rodin y asistir a su proceso de creación.

Hasta el 21 de enero de 2018.