Artistas

Cajas chinas: Fernando Spiner, cine, ciencia ficción y acción


El cineasta Fernando Spiner escribe para jaque:

En el año 1997 hice mi primer película con un guión de Ricardo Piglia y Fabián Bielinsky. Se trataba de un film de ciencia ficción llamado La Sonámbula. Una distopia en una Buenos Aires del futuro (2010) donde un gas del olvido producía pérdida total de la memoria en una gran parte de la población. Las calles atiborradas de autopistas estaban desiertas y la gente sólo se desplazaba en el subterráneo. Para promocionar su estreno comercial realizabamos algunas acciones no tradicionales, ya que se trataba de un film independiente y no contábamos con un presupuesto para hacer un gran lanzamiento publicitario. Entonces irrumpíamos en lugares muy frecuentados, en grupos de 10 personas con mascaras anti gas, y repartiamos una proclama de Gauna (El líder de la resistencia en la película) que desde el futuro advertía lo que sucedería, e informaba cuál era la droga, (desoxiribitrocina), que habría que poner en el filtro de la máscara de gas, si querían salvar sus recuerdos.

Después nos retirabamos de la escena sin decir nada. De esas mascaras de gas que usábamos para esa performance yo me quede con tres. Un poco en broma, y un poco en serio, siempre que hablaba del tema decía : Me las quedo por las dudas. Tal vez tenga que usarlas en el futuro…

A fines del 2018 volví a reincidir en el generó de la Ciencia Ficción, y rodamos en cuatro semanas Inmortal, una película independiente con guión de Pablo de Santis y Eva Benito llamada Inmortal, protagonizada por Belén Blanco, Daniel Fanego, Diego Velazquez, Analia Couceyro y Patricio Contreras.

Una historia en la que, en una dimensión paralela existe una buenos aires sin gente, solo habitada por algunos pocos, que antes de morir, pudieron pagar el costoso acceso a esa ciudad donde serán inmortales. Hoy, en este futuro distopico que todos estamos viviendo, trabajamos en los últimos procesos de la post producción de “Inmortal”, cada uno en su casa, el editor, el sonidista, la música, el supervisor de VFX, el colorista, la productora, la diseñadora de títulos y yo…

No podemos atravesar la ciudad de la realidad, desierta, al igual que en las dos peliculas, pero al menos 3 de nosotros podriamos usar las mascaras de gas que vengo guardando para la ocasión. Cuando Inmortal este lista para ser estrenada ¿Existirán los cines como hasta ahora, en manos de las grandes corporaciones que siempre estuvieron negadas al cine independiente argentino? , o esas cadenas de salas, ya abandonadas serán templos de nuestra resistencia cultural, donde mantendremos viva una parte de nuestra historia ? Existirán todavía las salas de cine, o los Films serán proyectados directamente a nuestros cerebros?

Como fuere, seguiremos contando nuestras historias como podamos, como la realidad nos lo permita, y siempre intentando cambiarla, al igual que los “Hombres libros” del final del film de Fancois Truffaut, Farenheid 451.

Sobre el autor

jaquealarte

jaquealarte